Polen semilaco

Las fábricas son lugares donde se producen objetos cotidianos a partir de la materia prima principal, que es probable que sea piedra, arena, polímeros, productos químicos, metal y muy diferentes. Partes de estos materiales llegan a miles, e incluso cientos de miles al día.

Durante el mecanizado de todos los productos, los residuos generalmente se reflejan en contenedores individuales, que luego se vacían y se utilizan. Sin embargo, durante dicho corte, como evidencia de una losa de granito, se sabe que transporta innumerables medidas de polvo en el aire. Está molido tan finamente que incluso nuestra cavidad nasal especializada en la captura de partículas finas de polvo, no existe durante el período de tal contaminación, y todos los días un trabajador que realiza trabajos de producción ordinarios inhala grandes cantidades de dicho polvo. Pueden lastimarlo directamente, causando ataques de tos o una reacción alérgica, pero la mayoría de las veces se nota la contaminación del polvo hasta después de diez o veinte años de posición en una tienda en particular en condiciones análogas. Luego acudimos a un especialista con una enfermedad pulmonar o alimentaria, o cualquier otra enfermedad, dependiendo de aquella en la que el lugar fue atacado por el polvo, y aprendemos que las dolencias polacas se ven así en el libro de esta casa.

Desafortunadamente, hay muchos de estos casos, pero podemos prevenirlos de manera efectiva ahora. Instalar & nbsp; sistemas de desempolvamiento en fábricas expuestas a los malos efectos de cualquier contaminante ciertamente minimizará el problema. De hecho, este sistema se recomienda para todas las industrias, sin ningún sentido para la fuerza de la contaminación. Se sabe que en la acería la cantidad de humo y finos será más grave que en la fábrica de poliestireno espumado, pero en las siguientes plantas individuales las personas están expuestas a los efectos adversos de la contaminación, aunque de un tipo diferente en la concentración opuesta.

Si somos inversores y contamos con la fábrica, deberíamos pensar en el método de eliminación de polvo antes de que sanepid nos realice verificaciones al azar y nos ordene instalar la planta bajo amenaza de liquidación. Por supuesto, esto se aplicará a los costos de compra e instalación del sistema de filtrado, además de verse con los costos de modernizar la sala en la que se entrega. Sin embargo, la salud humana es definitivamente un valor en el que vale la pena invertir, y algún día podemos o no tener que causarla.